ceopan
Facebook Twitter Youtube
usuario: contraseña:

VANITATIS: PISTAS INFALIBLES PARA MARIDAR EL PAN

Una hogaza para cada plato


Hoy insertamos este interesante artículo publicado en www.vanitatis.com el pasado 5 de Febrero y firmado por Laura S. Lara.

Principal sustento de la humanidad y rey absoluto de la dieta mediterránea, lo cierto es que algunas de las recetas que tardamos horas en preparar no resultan tan exquisitas si no las acompañamos con algo tan sencillo y económico como el pan. En la época actual, este básico se ha convertido en un producto gourmet ideal para maridar con diferentes tipos de comida. Poner un buen foie sobre pan de molde normal o presentar una bandeja de ibéricos con un pan sin corteza crujiente, son cosas que hoy ni se nos pasan por la cabeza. Y es que no hay que ser un sibarita para darse cuenta de que con cada plato funciona un tipo de hogaza. Te damos algunas ideas:

EN EL DESAYUNO

Para comenzar el día con energía, el pan de molde o el payés en rebanadas son los más adecuados. La Campaña ´Pan cada día´, que trata de promover el consumo de este alimento tan saludable, propone combinar cualquiera de ellos con aceite de oliva. Pero si se prefiere con mermelada, un pan de maíz sería el adecuado.

PARA LOS APERITIVOS

Lo ideal para tomar cualquier tipo de aperitivos son los colines, picos o tostas de aceite, y si este  tentempié está compuesto por jamón o embutidos, nada como el pan de hogaza, las regañás o el tipo viena. Si te gustan los sabores intensos, prueba a combinar los ibéricos con pan de aceitunas. El pan de cebolla o la torta de aceite lo combinaremos con quesos curados y tomate. El queso es de cabra con el pan que mejor armoniza es con el de pasas y nueces. Para presentar una tarrina de foie la acompañaremos con pan de cereales. "Partido en finas rebanadas, este pan complementa perfectamente cualquier paté o foie, sus tonos dulces  y su textura crujiente se integra a la perfección con la grasa del paté", añaden desde el obrador Levadura Madre. Por último, un plato de ahumados lo complementaremos con pan de fibra, semillas o chapata. La acidez de la miga de este último se une perfectamente a la grasa marina de los ahumados y a la vez potencia sus tonos tostados del cereal, muy presentes en este pan. Toma nota: "Es aconsejable untar brevemente el pan con queso fresco o mantequilla, que le dará aún mayor equilibrio".

CON LOS PLATOS PRINCIPALES

Carnes. Una opción que nunca falla es la bola gallega o el pan candeal o de escanda, pero si comemos cordero u otro  tipo de asados también funciona la hogaza castellana. "El pan pouchon de harina de trigo, de corteza crujiente y miga esponjosa, mantiene una acidez equilibrada que se contrarresta perfectamente con la carne grasa del cordero y su jugo", nos explican desde Levadura Madre.

Verduras. Las verduras requieren de un pan que no esmascare su sabor. En este sentido, el pan de espelta blanca con harina ecológica, como el que prepara El Horno de Babette, es perfecto porque además favorece la digestión de los vegetales flatulentos. Si se rehogan con jamón  se cocinan en caldo, su propio jugo se absorbe por la miga de este pan exquisito. La baguette o el mollete también son buenos. Y el pan candeal o payés para los arroces.

Pescados. La sutileza de algunos pescados, como el besugo, requiere de un pan fácil de tomar con una miga ligera, suave y esponjosa, pero a la vez con una gran superficie crujiente que aporte textura a cada bocado y lo equilibre en grasa, como el de trilla.

Potajes y cocidos. Para estos platos es sencillo: pan integral o moñas gallegas.

Fuente de texto: Vanitatis

Fotos: Horno de Babette

FacebookdeliciousdiggtechnoratiyahoomeneamefresquiMister Wong
2014-02-18 | Enviar Imprimir Ver en PDF

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúan navegando consideramos que aceptan su uso. Más información X Cerrar